Newsflash

Felicidad no es hacer lo que uno quiere sino querer lo que uno hace.

Jean Paul Sartre

 
Home arrow El espia arrow Archivos arrow No encuentro la pagina de los cojones
No encuentro la pagina de los cojones
escrito por Admin   
Friday, 20 de June de 2008

No encuentro la pagina de los cojones.  Efectivamente.  No aparece nada por el estilo.  Y es que se trata de una carta cadena que ha preparado alguien, entendemos que con el objeto de promocionar las visitas. 

Pero no son los de Google, como pretende la "chain letter", sino que se trata de la página http://www.ctv.es/USERS/acabiedes/gasaje/no.htm

 Divertido, pero un simple método de desviar descargas. 

Hay que tener en cuenta que el botón de google "voy a tener suerte ("I'm feeling lucky" en la versión de google en ingles) no estaba en las primeras versiones de google, pero sin embargo aparecieron en el buscador a finales de los 90.  Por lo visto, se comenta que los responsables de google decidieron insertar este botón para que los usuarios del buscador accedieran directamente al primer enlace de los resultados.  De todas formas, según desveló Marissa Meyer (vicepresidenta) "menos del 1% de los usuarios pulsan este botón a la hora de realizar una búsqueda". También en las palabras de Jacob Nielsen, sin duda unos de los genios de la usabilidad en internet, comentaba que ""La página de inicio de Google es genial desde el punto de vista de la usabilidad porque no hay ninguna duda de lo que haces", (...),  "Pero la mayoría de la gente no sabe lo que hace ese ese botón". 

Espero que esta información os sea útil, o al menos interesante.

 

Aquí os comentamos el enunciado de dicha carta cadena y lo que nos aparece despues:

Haz lo siguiente:

1.        Abrir: google
2.        Escribir:
no encuentro la pagina de los cojones
3.        No dar Enter, sino pulsar sobre el botón  Voy a tener suerte
4.        Fíjate bien lo que te dice
5.        Lee despacio el resultado
la letra pequeña tambien
Otro aplauso para Google!!!
Esto no lo diri­a nunca una teleoperadora aunque lo piense

 

No encuentro la página de los cojones

La página Web solicitada está mas perdida que un skin head en una biblioteca. Puede que en el sitio Web se les haya ido la luz o que su configuración sea una mierda.


Mire, intente al menos probar lo siguiente:

 ·         Pulse en el botón Actualizar, pero para que se crea que con eso se va a arreglar todo, es que es usted de lo más tonto que ronda por Internet.

 ·         A ver si lo que ha pasado es que ha escrito la dirección mal, so gilipollas, analfabeto, burro, soplamocos (si el error no ha sido éste, sáltese este punto).

 ·         Para comprobar la configuración de su conexión, observe si el servidor de fluctuación concordioval se encuentra en la posición reverberante de las reminiscencias. Si no es así, asegúrese que las sinonimias ornitológicas estén activadas en la posición 3.4 a la izquierda.

 ·         Algunos sitios requieren una conexión de seguridad de 128 bits, otros requieren un bocata de chopped, otros un coche último modelo, y hay otros que lo que piden es un sueldo fijo. Pregunte e infórmese qué coño es lo que pide este sitio de los huevos.  

 ·         Pruebe a apagar el equipo, ducharse, quedar con los amigos a emborracharse hasta que los bares cierren. Al día siguiente ya no estará preocupado por la página, ya que de lo que estará preocupado será de cómo va a limpiar los tropezones que vomitó sobre paredes y cortinas de su habitación.

 ·         Deje de tocarse los cojones pensando que lo voy a arreglar yo, que sólo soy un mensaje de información, pedazo de subnormal.

 ·         Pégele dos hostias a la CPU, coño. La página seguirá sin cargarse, pero al menos usted se ha relajado un poco.

Mira macho, que no encuentro la página



 

Comentarios
Añadir nuevoBuscarRSS
Escribir comentario
Nombre:
Email:
 
Website:
Título:
Security Image
Por favor introduce el código anti-spam que puedes leer en la imagen.

Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved.

 
< Anterior   Siguiente >
© 2017 Querido Amigo